Encabezado_ArtistasYobras_centro


Biografia_Centro Flecha_Der_CentroObras_Centro
Flecha_Izq_Centro

linea_baja

Dan Graham

Top: House Minneapolis, 1986; Bottom: House Vancouver, 1996, 1986-1996

Fotografía
51,5 x 51,5 cm.
DGR.0002-

Su experiencia fracasada como galerista despertó un interés creciente en Dan Graham sobre el marco socioeconómico de la producción artística: en esos inicios del conceptualismo, el debate entre arte y valor económico ocupaba un espacio fundamental. Influenciado por las teorías de Walter Benjamin, publicó una serie de artículos a comienzos de los años 60 entendidos como obras de arte insertadas en medios efímeros que, al ser publicados en revistas, se veían desprovistos de la carga de valor que conllevaba la obra de arte convencional. Fue también la influencia de las lecturas de Benjamin, junto a la pasión por la vanguardia futurista, lo que estimuló a Dan Graham a profundizar en una visión cinemática de la ciudad centrada en las nuevas formas arquitectónicas de New Jersey, donde series de casas idénticas se construían siguiendo las líneas de circulación de las autopistas suburbanas para acoger el incremento migrante de la población a partir de la Segunda Guerra Mundial.

Dan Graham partió de la noción semiótica de cliché, influido por el uso de los estereotipos del lenguaje impreso en el artista Marcel Broodthaers, y comenzó a tomar imágenes con una Kodak Instamatic amateur, para generar esa dimensión banal que las haría interesantes para su publicación en Esquire, medio que denunciaba la alienación de la arquitectura vernacular. Junto a un análisis textual, acabarían publicadas como Homes from America, en Arts Magazine en 1966. Dan Graham insistió en que sus referencias eran canciones populares como Mr. Pleasant de The Kinks o Nowhere Man de The Beatles. Lo cierto es que logró revelar la naturaleza ambiental de la estética seriada y topológica del arte minimalista de Donald Judd, transcribir en clave cultural esas formas industriales porque provenían de una realidad social susceptible de ser documentada.

En las últimas décadas continuó este trabajo fotográfico con diferentes espacios suburbiales, creando un fascinante sistema de relaciones, de repeticiones y diferencias que se extienden espacial y temporalmente desde aquel trabajo seminal, cuestionando la arquitectura, sus elementos idiosincráticos en su banalidad, revelando las permeabilizaciones del espacio privado en lo público y, en definitiva, sus funciones como articuladores de la organización social. Proveniente de una familia judía de clase media alta, el interés de Dan Graham radicaba en la conciencia de la intensidad cultural de la nueva clase media inmigrante: como un voyeur, retrataba los hogares desde restaurantes drive-in, desde la carretera, donde la cualidad abstracta de las estructuras industriales, los colores que identifican las construcciones, permiten hablar de la productividad social del suburbio, para él centrada en la cultura juvenil como resistencia al orden establecido determinado por la intercambiabilidad de sus estructuras modulares de vida, paralelas a la estandarización de la familia nuclear para la que fueron concebidas. Iniciadas en el mismo momento del triunfo del Pop y continuadas hasta finales de los años 90, estas imágenes son para Dan Graham –como se decía en los textos coetáneos del influyente historiador T. J. Clark– celebraciones políticas de la naturaleza revolucionaria de la cultura pequeño burguesa dentro de un sistema social inmovilista.

Manuel Segade


Flecha_Top_Centro


Biografia_Centro Flecha_Der_CentroObras_CentroFlecha_Izq_Centro

linea_baja